Ir al contenido

Categoría: sociedad

Temas de aspecto social y crítica a ese ser despreciable y adorado a la vez llamado ser humano.

La moral y valores como moda postmodernista (o una historia de perros)

veganJamás he tenido mascotas, lo más cercano a ello podrían ser mis hermanos de menor edad a los cuales, por unos cuantos dulces, a manera de soborno, puede uno hacerlos ladrar o gatear, por el puro placer.

Aunque ahora que lo recuerdo bien SI tuve una mascota, que tristemente me duró un mes. Una simpática, pero al parecer enferma coneja, de raza “lop de Cashemira” a la cual mi mujer y yo llamamos guya, una cursi y pedante mezcla entre nuestros nombres personales porque, bueno, uno es cursi cuando es adolescente.

Las dos redes sociales

Arath de la TorreMi tocayo, y uno de mis mejores amigos suele decir, en tono sarcástico que “Le encanta México, el problema es que está lleno de mexicanos…” algo parecido pasa en las redes sociales con las figuras públicas y en especial con la artisteada: Les encantan las redes sociales, lo que les molesta es la gente que interactua ahí.

Hace unos días se suscitó revuelo en la red social “de moda” para los neófitos en estas cosas, o sea twitter y es que resulta que Arath de la Torre, reconocido histrión con papeles tan relevantes y trascendentales como “Pancho López” del hervidero cultural llamado Televisa, llamó nacos a sus usuarios, o sea a los de twitter, no a los de el.

Alo nuevo presidente!

hugo_chavez_print-250Venezuela es un país hermoso, con hermosos paisajes, hermosas mujeres y una rica cultura tanto gastronómica como histórica. Tiene además algunos de los paisajes más increibles y ecosistemas diversos, desde desierto en la zona de Falcón hasta playa en el Golfo e incluso zonas nevadas en la zona conocida como Mérida.

En resúmen, Venezuela es un paraíso, ¿Cómo lo se? Bueno, todo lo leí en wikipedia, la verdad es que nunca en mi vida he estado en dicho país, entonces ¿Cómo puedo estar tan seguro de su belleza? Bueno, armo un juicio derivado de varias premisas o información “bien conocida”, y si, lo se, puede parecer entonces que mi juicio sobre la belleza de un lugar no tendría validez, basado en mis fuentes, tendría pues que “vivirlo en carne propia” ¿No? Bueno si me da usted la razón entonces hemos llegado al punto que hay que discutir: ¿Cómo armamos juicios de la situación política de un lugar que NO conocemos?

La cultura del BlackBerry

Mientras descargaba algunos archivos de trabajo me tomé el tiempo para procrastinar sin sentirme culpable y leía un post del blog de sitiodisponible titulado “¿Cuál es tu PIN?” donde hablan acerca de la cultura del ya famoso Blackberry o “BB” como le gusta abreviarlo a sus usuarios en México.

En el post discuten básicamente la fascinación y placer que provee tener uno de estos aparatitos. Es curioso porque muchos de los puntos que toca Mauro en el post me recuerdan interminables debates que he tenido con usuarios de blackberry cercanos a mi como familiares o amigos que son miembros de este culto.

WikiLeaks, el cablegate y la indiferencia

Alguna vez, hace unos años, cuando decía que iba a estudiar telemática, porque el término estaba de moda y porque quería aprender sobre telecomunicaciones, me puse a leer un libro de esos de la historia de la telefonía, Unix, AT&T, “Ma’ Bell” y demás conceptos obligatorios para aquel que quería dejar de ser un script kiddie, que era como ser un emo o hipster pero tecnológicamente hablando, y convertirse en un hacker de verdad.

Nuevo impuesto por robar en México

Resulta que esta mañana, mientras veía el *timeline de mi twitter, me encontré con un *trending topic que de inmediato llamó mi atención: #canonmx. ¿Qué carajos es el canon? No, no tiene que ver con el proceso de santificar algo ni tampoco es cañon en inglés, un canon es simplemente un impuesto y vaya que si le queda la palabra “impuesto” ya que de autorizarse por la camara de diputados se nos estaría imponiendo un castigo por “robar”.

De facebook, privacidad y doble moral

La noticia de que Facebook comparte datos privados de los usuarios con fines lucrativos se esparció como pólvora la semana pasada. Resulta que según un artículo de Wall Street Journal, las llamadas y tan de moda redes sociales comparten datos del perfil del usuario como nombre, edad y localización geográfica con compañias dedicadas a la publicidad, esto, al parecer, enardeció a la opinión pública y usuarios de estos servicios que ya de por si estaban molestos con los cambios de políticas de privacidad de empresas como facebook.